domingo, 27 de marzo de 2016

Taquicardias

Tengo cuarenta y dos taquicardias en el alma,
-una por cada día que he sabido
que eras la opción acertada,
incluso corriendo en sentido opuesto-.

Taquicardias de pechos descubiertos,
de morderte las caderas,
de una luz que se enciende en el pasillo
y una escapada hasta las seis de la mañana
(a la vez que me dices que no entiendes
quién pudo dejarme marchar).

Cuarenta y dos taquicardias de saber que no soy la tonta que espera
si no la estúpida a la que tienen que esperar.
Taquicardias con el cuerpo lleno de moratones,
de hacer daño donde puedes
y curar el dolor de todas las despedidas anteriores.

Taquicardias de que hagas de mis sueños tus deseos,
de no tener miedo a la ausencia,
de saltos mudos al vacío.

Una por cada vez que no has sabido expresarlo
y me has puesto la mano en el pecho para medirlas.
Pam,
pam,
pam.
Un disparo que no he visto venir.

Taquicardias aún del día en que escuché el sonido del cambio
al compás de un "gracias"
que no es a mí, sino a tu vida.
Taquicardias, a veces, tan inmerecidas.
De abstinencia de lágrimas, ebria de todo lo demás.

Taquicardias de enseñarme a bailar
en el sitio en el que más veces me he odiado
sola,
sola,
triste,
sola,
tan poco mía,
tan sola,
con un verano como cera fundida sobre la frente.

Pero sobre todo,
tengo taquicardias a pleno pulmón
-respirando-,
a corazón abierto
y entero
-y no partido-.


Taquicardias de quererme,
más y mejor
contigo.

2 comentarios:

  1. ¿Qué hay más bonito que que te agiten el corazón? Llevas magia en la punta de los dedos, gracias por teclearla y dejar por aquí estas maravillas. Ojalá hubiera más personas que nos hicieran fácil querernos a nosotros mismo. Y que nos quisieran. Aunque al final, viene a ser un poco lo mismo.

    Mil gracias por pasarte por mi rinconcito, ¡te echaba de menos!

    Un beso enorme,

    Daw

    ResponderEliminar
  2. Estoy buscando a gente nueva a la que leer y he llegado a tu blog; y estoy alucinando de las emociones y sentimientos que me has podido despertar. Me quedo por aquí a leerte en la sombra de la noche; un besito. Soy Bluie (http://vocesquehacenquemipielsesientapiel.blogspot.com/).

    ResponderEliminar